Revisión de 22 porfolios.

La semana pasada estaba perezoso y se me ocurrió pedir que me mandárais trabajos, a ver si aparecía alguno excepcional. Y como hay muchísima gente haciendo un montón de cosas, pues me han llegado un par de decenas de trabajos, que he ido mirando con atención a lo largo de la semana y que a continuación me dispongo a comentar. Estas son todas las propuestas que me han llegado.

Lo primero que quiero decir, por si aún no está completamente claro es que lo que yo opine de un trabajo no vale nada más que lo que vale la opinión de una persona, en función de sus circunstancias y su conocimento. Hace tiempo varios profesionales reputados me aconsejaron que no me metiese en fotografía. Al principio me lo tomé un poco mal, pero con los años comprendí que en realidad querían o bien salvarme de una profesión muy difícil, o bien poner a prueba mi determinación. En cualquier caso, esa era su opinión y yo la valoré en lo que valía.

Añado que valoro mucho el hecho de haber enviado trabajos. Parece fácil, pero exponerse en público es siempre una experiencia muy inquietante. Así que por mi parte todos los que han mandado algo ya tienen algún punto a favor aunque sea sólo por eso. Y ahora, al lío.

Jordi Escandell me ha mandado un trabajo hecho en Namibia, que por un lado me parece bonito, elegante y distinto para lo que se espera de un parque natural, incluida la visita a una tribu nativa. 

Por otro lado me recuerda tanto a Peter Beard, que al final sólo pienso en eso. No es raro hacer trabajos parecido a los de aquellos que admiramos, pero quizás sean ejercicios que se deberían quedar en el ámbito de la experimentación personal.

 

Sam Frost me manda un trabjo hecho en Israel con el que quiere "capturar la verdad acerca de la experiencia humana, un hambre universal y un impulso de escapar desde estados físicos de separación, hacia estados físicos de integración. Explorar la relación entre los humanos y su experiencia del silencio, quietud, fantasía, futuro y prehistoria". Encuentro que las fotos de Sam son muy delicadas; me gustan mucho. Pero por más que lo intento, no comprendo el enunciado del proyecto.

 

Concha Ortega en "La grieta del tiempo" ha hecho un trabajo bien concebido y bien fotografiado acerca de la relación de una persona con su propio pasado. Los dípticos de quien bien podría ser su propia abuela o madre son inteligentes y emotivos. Yo no soy muy fan de trabajos sobre "el album de fotos de mi abuela", pero si se hace con cariño, la verdad es que se nota.

 

Los retratos en blanco y negro de Juan Retratos me parecen un ejercicio un tanto amateur por lo que tienen de reiterativo. Ha pasado mucha gente frente a su objetivo, pero por alguna razón, a simple vista parecen casi la misma persona. Creo que sería bueno tratar de variar un poco los esquemas de luces. Por otro lado la Info Legal de la web es algo intimidatoria. También sería mejor usar tu apellido real. Los motes en fotografía casi nunca funcionan.

 

Andrés García Mellado manda un montaje audiovisual con fotos de Berlín. Forma parte de una serie de lugares que le ha llevado a varias ciudades europeas. Tiene una visión coherente, y se ve el espíritu "flaneur" de Cartier Bresson, pero me parece que quizás hace falta algo más que pasear por las calles y fotografiar lo que nos llama la atención. Hecho en falta un concepto. Y preferiría no ver fotos de mercadillos, a menos que tengan un por qué.

 

Ricardo Gutiérrez ha encontrado algo interesante en la Semana Santa de Sevilla. La manera especial en que se viste la gente en Sevilla es, sin duda, un tema infraexplotado. Agluien tiene que sacarle partido a eso, porque es muy interesante. Si me permite Ricardo, le animaría a dejar de lado los motivos religiosos y centrarse exclusivamente en el atuendo de los sevillnos en semana Santa y la Feria. Hay un mundo en esos pantalones rojos, que tenemos que ver más de cerca si realmente queremos ver la "Pashionweek".

 

Carlos Hernandez y su serie Feria de Abril se adentran también en ese mundo de Sevilla y sus personajes indefinibles. De nuevo, creo que hay una potencial mina de oro en este campo, pero no estoy seguro de entender bien los recortes a blanco puro y a veces el punto de vista no frontal me distrae. Creo que estos retratos, que son bastante potentes, funcionarían mejor siendo algo más formales en la óptica y más ausetero en la postproducción.

 

Las fotos de Cristina Prat Mases son preciosas. Intimistas, delicadas, con un gusto fino para la postproducción y con hilos argumentales reflexivos. Pero todas estas virtudes son quizás también sus debilidades. La imagen de una mujer desnuda en el bosque, sea autorretrato o no, forma ya parte de los estereotipos de la fotografía "interiorista". La postproducción en la era de Instagram ya no es un valor en sí, y las temáticas que presenta en su cuenta de Behance son demasiado variadas para que yo vea un hilo conceptual.

 

Jonás Ram Das ya me avisó de que su trabajo era muy ecléctico, pero yo no sospechaba hasta qué punto tenía razón. Mezclar fotos de las caóticas calles de Bangkok con un album viejo de temas vascos, fotos de Marruecos y Amsterdam es una tarea casi imposible, a menos que tengas una muy buena explicación. Al igual que en otros casos, creo que Jonás tiene alguna dificualtad en la edición. Todos lo sabemos: quitar fotos es mucho más dofícil que poner, pero es un peaje necesario si se quiere hacer un trabajo coherente.

 

Miguel Azera ha presentado un reportaje sobre un circo. El circo siempre ha sido fuente de inspiración para fotógrafos, así que comprendo que lo haga. Además, sabiendo que es alumno de Ricky Dávila, me acuerdo de un reportaje que éste hizo para El País Semanal. En su época me gustó.

Miguel se acerca a la gente con desparpajo, pero desde mi punto de vista aún le falta refinar los encuadres y editar su trabajo con más exigencia.

 

Diego Beas remite un proyecto que se llama "Madrd, alto contraste", aunque en honor a la verdad yo lo llamaría más "Madrid subexposición", porque esta es más bien la característica que distingue a todas sus fotos. Y sobre esto no tengo comentario, porque se trata de una decisión estética como otra y por lo tanto el autor es soberano de hacer lo que quiera. Sin embargo sí me voy a a trever a decir que de nuevo, y esta es la carencia más frecuente en general, parece que falta un concepto que sustente a la serie. De momento se sustenta casi exclusivamente, a mi entender, en una dimensión estética. En una decisión de tipo casi técnico. Pero... ¿qué significa todo esto?

 

Marca España. Un trabajo en el que hay mucha gente hoy en día ahondando, y que Julio López Saguar hace mejor que la media, seguramente porque no se conforma con cualquier cosa. Hay en su Marca España varias fotos que las quisiera yo para mi proyecto The Pigs. Julio es un profesional con millones de disparos a sus espaldas y acostumbrado a la exigencia inclemente de los grandes clientes, así que su nivel de autocomplacencia es muy inferior a la media. En su colección Marca España hay un gran número de fotos brillantes, y lleva muchos años haciéndolo y por eso creo que es un claro candidato a quedarse con el copyright del título. Que nadie se ofenda, eh? que todo esto es púramente virtual.

 

 

Cristóbal Benavente hace fotos virtuales dentro de un videojuego. Se llama Los Santos. Tengo entendido que no es el primero, pero él explica así en qué se diferencia su proyecto de Postcards from home de Roc Herms; "no es lo mismo, puesto que él hace "fotos" de personajes virtuales detrás de cuyos avatares hay personas reales, mientras que yo he hecho "fotorgafías" de una realidad virtual completa, con "personajes" que se comportan de la forma más real que les permite la programación del juego". Tengo que decir que me ha sorprendido y hasta me ha gustado, pero pasado el impacto inicial, sospecho que esto se debe a que no soy nada jugador de videojuegos y por lo tanto aún me asombro de lo bien hechos que están. Imagino que a los muy jóvenes no les asombrará tanto. En cualquier caso, es interesante, pero también es cierto que no me transmite emociones.

 

Antonio Benítez Barrios tiene un trabajo sobre los restos de la ciudad de Chernobil. Yo no digo que esté mal, que no lo está. Sus fotos está muy bien, son muy buenas fotos. Pero después del trabajo de Robert Polidori es realmente dificilísimo hacer algo sobre Chernobil sin que resulte como una versión de eso pero en pequeño. * Antonio me ha hecho notar que sus fotos son en pleno invierno, al contrario que las de Polidori, que tienen una luz más radiante y primaveral *  Respecto a las otras series, Fading Europe y Fading Japan, digo lo mismo. Está muy bien, son muy buenas fotos, pero es que de lugares abandonados ya hay hasta blog de aficionados, como Abandonalia -cuyo trabajo fotográfico no es comparable, aunque compartan contenidos- y varios libros. Este directamente se llama "Abandoned Places".

 

También va de Lugares abandonados la serie de Ignacio EvangelistaAfter Schengen, pero yo soy capaz de sacarle más punta, porque sí que me toca la fibra. After Shengen nos muestra las ruinas de los antiguos puestos de frontera que había que superar en Europa antes de Schengen. Este proyecto reposa sobre un concepto muy sólido, que es la desaparición de las viejas fronteras nacionales en las carreteras de Europa. Los muy jóvenes no saben de qué hablamos, pero hace no demasiado tiempo llegar a Italia en coche podía suponer dos cacheos. Eso hace que me emocione, así que me hace algo, y eso para mí es bueno.

 

A los lobos no les gusta la lluvia y duermen al lado de sus presas hasta que no queda más que el hueso pelado. Arianna Sanesi manda una preciosa historia de lobos solitarios que es fácilmente interpretable como una metáfora de la soledad del creador. Está contada con fotos sencillas, sin pretensiones, y un texto cuyo estilo directo me ha gustado mucho. Arianna ha hecho un video en el que se enseña la caja en la que vienen las carpetas con las fotos y unos objetos. Este proyecto que me ha gustado tanto, se ve devaluado por el exceso de envoltorio y adorno de la caja y los objetos y sobre todo por el video, que tiene un audio pésimo, que desconcentra y juega totalmente en contra de la bonita historia de los lobos solitarios.

 

Sergio Artimendiz tiene un proyecto tragicómico acerca de la política y los políticos. Se llama El Progreso y es una especie de periódico virtual.  Usando fotos de monos del zoo como ilustraciones de noticias reales de los periódicos, tiene una página de Facebook en la que va subiendo el material. No cabe duda de que es ingenioso, pero está tan ligado a la actualidad de ñultima hora, que este proyecto tendrá una vida previsiblemente corta, a menos que lo actualice permanentemente. Para mi gusto, hay más de chiste que de proyecto, pero quién sabe, hay chistes que duran generaciones.

Juan David Salcedo ha hecho una serie que ha llamado Recolectores. Va de recolectores de miel de abejas y quiere ponernos sobre aviso de los peligros que corre la humanidad en caso de no frenar el uso de prodcutos que hacen que las abejas mueran. Una historia con sabor apocalíptico que sirve de telón de fotndo para unas fotos que sin embargo aparecen casi como simple ilustración de un oficio algo exótico. Al final del texto Jaun David me cuenta además que los recolectores le recuerdan a los astronautas. Un quiebro de realismo mágico casi demiddeliano que no casa bien con el tono periodístico del texto que habla de datos científicos sobre las abejas. Este me parece un trabajo en fase de desarrollo. Tiene potencial, pero el filete aún no está ahí.

 

David Mocha me manda enlace a su proyecto "El Paraíso", en el que reflexiona acerca de los lugares de asueto, "locus amenus", donde la gente busca su trozo de Paraíso. Ya conocía este proyecto, y ya estuvimos hablando de que a mí no me parece que esos personajes estén en el Paraíso, sino más bin en una especie de Limbo. me gustan las fotos y la atmósfera, pero no sé si está expresado el concepto de base. Recuerdo que hizo una buena presentación audiovisual. A lo mejor se anima y me manda un enlace para que la veamos.

 

Ramón González Verdugo presenta el proyecto "Rastros" que ya se encuentra en avanzada fase de diseño de  maqueta de libro. Se trata de una historia sobre las fronteras entre lo urbano y lo rural. Las huellas que el ser humano deja en la naturaleza, alterando así la percepción clásica que tenemos de lo que de modo más o menos acertado llamamos "lo rural". Son unas fotos bien hechas, bonitas, colgables en una galería. Pero esta historia, para mí, que soy de digestión rápida, ya la he visto muchas veces. No creo ver nada nuevo. para mí este es un tema ya cerrado.

 

Tomás Lopez y su "Lo que está Pasando" es un trabajo acerca de la crisis, como tantos estamos haciendo, pero a través de poéticas metáforas. "Un calendario lleno de casillas vacías, sin planes en el futuro; un grifo viejo y cerrado desde hace tiempo, unos pájaros que alzan el vuelo desde un árbol supongo que buscando uno mejor o en el que se encuentren más cómodos..." Bellas imágenes poéticas que reflejan el caracter reflexivo y melancólico de su autor, que en cada cosa ve un mensaje relacionado con la crisis. Me parece bonito e interesante. Y la verdad, me hace pensar y desear el momento en que las cosas nos sugieran pensamientos optimistas. A ver si es verdad.

 

Y para terminar, la "Obsolescencia progrrogada" de Antonio Luis Martínez. Otro trabajo sobre el abandono, la crisis, el desastre desde la trinchera. Antonio Luis también ve metáforas en cada esquina, aunque en su caso las ha ido a buscar a los terrenos donde todo este desastre es más visible: las obras abandonadas, los carteles rotos, las periferias sis sentido... Un trabajo bonito, con gusto estético y capacidad de composición. Pero al igual que he comentado de algún otro, son cosas que ya hemos visto. Que hay que darles aunque sea una vuelta personal para que sea distinguible del mar de descampados que circula en internet. Descampados sí, pero con un esquema propio y único, por favor.

 

__________________________________________________________________________________________

 

Espero que este post haya sido de vustro agrado. Que nadie de los citados, por favor, se sienta ofendido. Me limito a dar la opinión que me ha sido requerida, y trato de razonarla. Es cierto que a todo le puedo buscar un defecto, pero he tratado también de ver el lado positivo de cada trabajo. Si alguien prefiere que retire su trabajo y mi comentario del post, no tiene más que escribirme, y así lo haré encantado.

De nuevo, gracias a los participantes. Que no les quepa duda de que han contribuido y mucho a que otros fotógrafos puedan ampliar sus horizontes, encontrar más herramientas de construcción de criterio y en general al bien común de la fotografía.

Por mi parte, creo que voy a tardar mucho en volver a proponer algo así, porque ha sido muy largo hacer este post. Más de lo que mi vida normal me permite.

Saludos y hasta Septiembre.

Comments

waw! Tremendo valor el de los fotógrafos que te enviaron su trabajo, y vaya trabajazo el tuyo a mirarlos con cariño, analizarlos y escribir sobre ellos.
Por otro lado: Muchas gracias a todos y todas.
Gracias a posts como estos, podemos aprender y mejorar.

Gran post! ;) Gracias!

About this blog

In 2008 I started to write a weekly post about people and issues related to photography, with a wide range of subjects.

Archived Blog 2008-2013

Want to subscribe?